parallax background

Groenlandia- Mis puntos cardinales (4/5)

Diseñada por Pixabay_HeungSoon
Nueva Zelanda- Mis puntos cardinales (3/5)
6 julio, 2018

Groenlandia

Cuarta parte de la serie Mis puntos cardinales

Diseñado por Pixabay_Barni1

Abro los ojos.

La penalización ha llegado. No debí perderme, no debí volverme intrusa. El hielo me ha arrebatado la voz. Sin embargo, la belleza vuelve a enamorarme. Me obsesiona y me destroza, a sabiendas de que tendré que despedirme. Cerúleo, índigo, blanco. Me pregunto en silencio si puede haber una combinación más idónea de tonalidades para un lugar que se halla en los confines del planeta. O quizás sea el centro de todo.

La valentía se presenta sin preaviso y me decido a exprimir cada átomo residente en esta fotografía de realidad. Mis manos se fusionan con el hielo para aferrarse a un trozo. Quiero manosearlo, sentirlo mío. Cuando consigo sostenerlo en mi palma, observo cómo lo voy asesinando paulatinamente. Al parecer, no somos compatibles.

El estado de congelación de mis extremidades dinamita mi vergüenza y comienzo a sacudirme al ritmo de una música que todavía no ha empezado a sonar. Los restos de tierra y arena de mis pies se integran con el hielo que los domina. Continúo con mi baile polar. Mi sonrisa pinta el aire de un humo cálido. Mi nariz estará roja, seguramente, pero si no dejo de moverme, lograré sobrevivir.

Doy una vuelta y respiro hondo. El oxígeno gélido paraliza mis ideas. En ese momento, el raciocinio está en peligro de extinción. Y no me importa. Sigo bailando, sigo zarandeándome sin bandas sonoras. Los bloques de hielo se resisten a derretirse, me contemplan erguidos como último baluarte del status quo mundial. Agito mis hombros y me acerco a una de esas paredes níveas. Coloco mi mejilla sobre la superficie, como si tratase de escuchar la música en su interior, y cierro los ojos.

La imagen utilizada en este post ha sido diseñada por Pixabay (Barni1).